Pasar al contenido principal

Los sistemas de MCG, clave en la calidad de vida de los pacientes

Un sistema de monitorización continua de glucosa (MCG) es un dispositivo que se usa para medir los niveles de glucosa en tiempo real, las 24 horas del día.

Básicamente consiste en un sensor subcutáneo de glucosa del tamaño de un cabello grueso, un transmisor y un dispositivo de recepción  que muestra las medidas de glucosa cada cinco minutos, la flecha de tendencia con indicación de la dirección y velocidad de cambio de la glucosa y los últimos  datos en formato gráfico.

El dispositivo de recepción puede ser un receptor exclusivo o un teléfono móvil compatible. Los dispositivos móviles permiten a su vez compartir los datos con personas del entorno familiar u otros cuidadores.

Según las funcionalidades que ofrezca el dispositivo los objetivos de uso pueden ser evitar las hiperglucemia e hipoglucemias, especialmente las nocturnas o debidas a actividad física, con la programación de alarmas asociadas a niveles bajos de glucosa y/o tendencias de bajada rápidas
 
También mejorar el control de la hemoglobina glicada, así como identificar patrones de glucosa alta o baja e indagar sobre sus posibles causas en colaboración con los profesionales sanitarios a cargo de su terapia.
 
De igual modo, este dispositivo si utiliza como receptor un dispositivo móvil  monitoriza de forma remota los niveles de glucosa de un paciente, especialmente útil para padres de niños con diabetes y como herramienta en telemedicina.
 
Por último, también estudia de forma pormenorizada el comportamiento de los niveles de glucosa para la toma de decisiones clínicas profesionales, sea para estudios de dosis basal de insulina, esquemas de tratamiento o manejo de situaciones clínicas más complejas.
 
Los sistemas de MCG se pueden utilizar de forma independiente o integrados en dispositivos para la infusión de insulina. Dependiendo del modelo se pueden ajustar mejor al uso personal a diario o profesional en consulta para monitorización en períodos cortos.
 

En este sentido, Novalab Ibérica distribuye en España los sistemas de MCG Dexcom G4 Platinum y Dexcom G5 Mobile, aprobados ambos para uso con personas diabéticas a partir de los dos años de edad.


 
Por un lado, el Sistema  Dexcom G4 Platinum, que también se distribuye para Portugal, está indicado tanto para uso personal como para uso clínico, pues permite ser utilizado con múltiples pacientes.

Por su parte, el Sistema Dexcom G5 Mobile permite la utilización sobre dispositivos móviles y un uso no adyuvante, es decir, permite la toma de decisiones clínicas con sus propios datos, siempre que el sistema muestre el valor de glucemia, la flecha de tendencia y los últimos puntos de la gráfica.

También este sistema usado sobre dispositivos móviles permite compartir la información con personas de su entorno a través de aplicaciones informáticas.